LA BURSITIS Y LA TENDINITIS, EN LAS ARTICULACIONES

La bursitis y la tendinitis son padecimientos comunes que causan hinchazón alrededor  de los músculos y los huesos. Estas condiciones son mayormente encontradas en nuestras articulaciones.

Una bursa es un pequeño saco lleno de líquido que actúa como una almohadilla entre un hueso y otras partes del cuerpo, tales como músculos, tendones o  la piel. La bursitis se produce por el uso excesivo de la articulación o a causa de una lesión directa como pasa frecuentemente con las rodillas. Por ejemplo, al permanecer un largo periodo de tiempo arrodillado en una superficie dura o al hacer el mismo tipo de movimiento brusco durante todos los días.

Por otro lado la tendinitis causa dolor y sensibilidad alrededor de una articulación. La misma suele aparecer después de lesiones repetidas en un área en particular. Los tendones de tornan menos flexibles con la edad y tienden a lesionarse con mayor facilidad. En el caso de la rodilla los tendones se pueden desgarrar e inflamar si se abusa de ellos durante actividades tales como bailar, montar bicicleta o trotar.

El especialista debe evaluar el historial médico del paciente y realizarle un examen físico, para poder diagnosticar estas enfermedades. Luego de diagnosticadas el especialista dará algunas recomendaciones  para alivio de dolor. Por ejemplo: descanso, inmovilización (rodilleras) o inyecciones con esteroides.

Ambas condiciones no requieren cirugía, por lo que si el dolor no mejora con algunas de las opciones antes mencionadas, se debe considerar también terapia física con ultrasonido, calor e infrarrojos, ejercicios de banda, bicicletas estacionarias son resistencia, el uso de pesas livianas para hacer mas repeticiones q fuerza y acu aeróbicos debería sanar la condición.

La bursitis y la tendinitis son condiciones benignas que resuelven con todas estas modalidades que hemos descrito en este artículo. No tienen ninguna consecuencia ni causan ningún daño a la articulación adyacente del paciente. Usualmente una bursitis o tendinitis crónica resuelve en alrededor de 4 a 6 semanas y no conlleva mayor tratamiento que esto.

Es sumamente importante visitar a un especialista para que le dé el tratamiento adecuado, recuerde que la vida es movimiento.

Leave a Comment

START TYPING AND PRESS ENTER TO SEARCH